Guía interactiva sobre cómo mantener una casa segura para los niños

Guía interactiva sobre cómo mantener una casa segura para los niños

Foto:

 -

Por: Abcdelbebe.com
diciembre 01 de 2016 , 03:16 p.m.

Los adultos son los principales responsables de la protección de los pequeños en el hogar.

El 2009 fue un año menos accidentado que el 2008. Así lo dicen las cifras. En ese periodo de tiempo murieron 2.900 personas; es decir, una reducción de casi el 10 por ciento, comparado con el año anterior. Sin embargo, esas muertes significaron una pérdida de 95.890 años de vida, según datos de Forensis, un documento elaborado por el Instituto Nacional de Medicina Legal.
 
Pese a la reducción, el panorama sigue siendo preocupante, especialmente si se habla de niños, pues la pérdida de años de vida es mayor y, además, las muertes suelen suceder en el lugar en el que el menor pasa la mayor parte del tiempo: su casa. De acuerdo con la Guía de Ciudad Protectora, promovida por entidades interesadas en la infancia como Save the Children, ICBF, la Alcaldía de Bogotá y entidades distritales, el primer paso para evitar los accidentes es formar comunidades protectoras, desde el hogar, hasta los jardines infantiles y la comunidad. Los adultos deben empoderarse de su papel de protectores y no descuidar a los niños un solo instante. El acompañamiento es compromiso y responsabilidad de quienes tienen bajo su cuidado a los pequeños.
 
La guía aconseja, por ejemplo, crear símbolos o convenciones para ubicar en lugares visibles que llamen la atención sobre un posible riesgo para los niños, como, por ejemplo, la ubicación de elementos químicos o tóxicos, escaleras, depósitos de basura u obras.  Aunque la muerte es la consecuencia más grave por el accidente de un niño, también pueden ocurrir lesiones que generan discapacidades permanentes. Según las cifras del  Instituto de Medicina Legal, en su orden pueden generarse deformidades del rostro, pérdida de los miembros, de los órganos o su funcionalidad. Para no pasar por una tragedia en casa, en el siguiente gráfico se ubican los principales puntos de riesgo, para que los padres los identifiquen y tomen medidas para garantizar espacios seguros a sus pequeños.

Visite la infografía que hemos preparado a propósito de este tema: