Para que el goteo de leche no la delate en las primeras semanas de la lactancia

El inicio de la lactancia viene acompañado de situaciones algo incómodas.

Foto:

 -

Por: Abcdelbebe.com
abril 27 de 2012 , 03:02 p.m.

El inicio de la lactancia viene acompañado de situaciones algo incómodas para la madre primeriza como el goteo de leche, debido a que es frecuente que se produzca en exceso mientras los senos conocen las necesidades del bebé.

“Si la madre deja que el niño coma a libre demanda, sin horarios, en un par de semanas el seno ajusta la producción de leche de acuerdo al apetito del pequeño”, dice María Cristina Sáenz, miembro de la Liga de la Leche.

Para estos goteos el mercado ha creado almohadillas absorbentes, aditamentos de algodón y cocas recolectoras. Estas últimas deben usarse con precaución. Según Sáenz, las cocas tienen pros y contras para mamá y bebé:Pueden utilizarse de manera puntual y esporádica, por ejemplo, cuando salga de casa para evitar que se moje su ropa. No se debe usar todo el tiempo.Si su pezón es plano o invertido, usar las cocas desde el séptimo mes de embarazo, al menos tres horas al día, ayuda a que éste sobresalga un poco.Su uso permanente hace que el seno se sobreestimule y continúe produciendo leche en exceso, pues recibe el mensaje de que el bebé necesita más alimento. Una opción es extraerse la leche cada tres horas.Si el pezón está agrietado es mejor evitar el uso de las cocas, debido a que mantienen un ambiente húmedo en el área, dificultando la cicatrización.La leche que cae a las cocas no debe estar allí por más de 30 minutos si la idea es dársela al bebé. La temperatura del cuerpo favorece el desarrollo de microorganismos que la descomponen, dejándola inservible.