6 a 12 meses

Anécdotas de los bebés a la hora de caminar y de gatear

Nuestros lectores de Facebook nos contaron los mejores 'shows' de sus hijos

/ 19 de Julio de 2012
Anécdotas de los bebés a la hora de caminar y de gatear        
   
                           
     
Compartir artículo: Whatsapp

Mi hija llevaba una semana de haber iniciado el gateo y un fin de semana fuimos a visitar a la abuela materna a la finca. Como su casa es muy grande, ella tenía mucha libertad y espacio para gatear y, ¡oh sorpresa!, después de un buen rato la alcé y tenía las rodillas y las manitas rojas porque habían encerado todo el piso de la casa. Liliana Paola
Cuando mi hija recién comenzó a gatear, se me metió debajo de la mesa y vi que no salía. Cuando me asomé, estaba saboreándose, y cuando le abrí la boquita me dio impresión, fastidio y risa a la vez, porque se había comido media chapola (mariposa). Su estrenada de gateada fue la mejor, quedé como una semana con la sensación de fastidio, como si me la hubiera comido. Eliana Ramírez Arroyave
Mi bebé no gatea, se arrastra con la colita, le gusta mucho. Tiene 11 meses y también le encanta estar de pie; coge el espejo de su gimnasio y empieza a darle besitos. Nasly Maryury Román Pinilla
Mi hija Isabella gateó sentada debido a su férula. Sentada, abría sus piernitas y las llevaba hacia adentro para impulsarse. Se veía muy cómica; era la sensación adonde íbamos. Alejandra Cardona
Cuando mi bebé empezó a gatear, lo hacía hacia atrás y, después, subía un pie y se veía muy raro. Luego, aprendió bien. Para caminar, fue muy lento, no daba pasitos ni intentaba hasta que, una noche, se ‘soltó’ a correr y caminaba seguido sin caerse, y se reía y se reía todo orgulloso. Angie Gutiérrez
Recuerdo mucho cuando mi hija empezó a gatear. Fue en la casa de sus abuelos, y jamás pensé que lo haría de esa manera.... Comenzó sentada y luego se intentó poner de pie, pero como no podía, se arrodilló. Ahí empezó a gatear y su forma, su sonrisa y sus actos tan únicos hicieron de ese momento uno de los mejores de mi niña hermosa... Karen Andrea
Salomé inició gateando hacia atrás. Al hacerlo hacia adelante, le gustaba llegar a un punto donde pudiera montarse en la reja por sí sola y ver hacia un sitio más allá de su alcance. Leonardo Torné Torres
Cuando mi bebé empezó con el gateo, doblaba una de sus piernas; con la otra se impulsaba. Era muy gracioso verlo; lo hacía hacia atrás y luego se sentaba y giraba sobre su colita. Ahora nos sigue por todo el apartamento. Alexandra Landázuri.
Yo estaba loca porque mi bebé gateara; casi cumplía los 10 meses y no lo había hecho. Le estimulé mucho sus piernas para que lo pudiera realizar y a los 10 meses exactos empezó a hacerlo. Ahora recorre toda la casa; no hay quién la tenga en un solo sitio; se entra al baño, a la cocina o cualquier lugar donde vea la puerta abierta. Anyi Catalina Merchán Cadena
Mi bebé empezó a gatear hacia atrás, y le rendía bastante. Como le encanta el agua, un día que la íbamos a bañar gateó hacia adelante hasta llegar a la tina para darse su baño. Se veía preciosa gateando y sonriendo. Érika Olaya
Una vez mi bebé estaba con los pies firmes y las manos aún en el suelo tratando de soltarse para ponerse de pie, pero perdió el equilibrio, se fue hacia adelante y dio ‘el bote’. Fue muy gracioso ver cómo se iba lentamente hasta que dio la vuelta y quedó acostado; no podíamos de la risa, y él igual, de vernos... Muy hermoso. Lilia Arismendi

 

 

Compartir artículo: Whatsapp

Artículos relacionados sobre 6 a 12 meses

¿Qué hacer si el bebé no trata de gatear?

¿Qué hacer si el bebé no trata de gatear?