6 a 12 meses

Ten cuidado con lo que eliges comer, tus bebés siguen el ejemplo

Estudio encontró que los bebés detectan gusto o rechazo de adultos por los alimentos.

/ 13 de Septiembre de 2016
Ten cuidado con lo que eliges comer, tus bebés siguen el ejemplo        
   
                           
     
Compartir artículo: Whatsapp

 

Te has preguntado cómo influyes en la elección de tus niños por la comida. Al parecer, y según un nuevo estudio realizado por investigadores de la Universidad de Chicago (EE.UU), los pequeños menores de un año, pueden detectar el gusto o disgusto de los adultos frente a determinado alimento y copiar esas actitudes que pueden marcar sus gustos alimenticios a futuro.

Así las cosas, los bebés puede detectar cuándo las personas de su alrededor muestran repulsión frente a ciertos alimentos,según lo explica este estudio de la Universidad de Chicago (EE.UU), publicado por la revista científica Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS en Estados Unidos).

Lee también: Menú ideal para el primer año

La investigación, realizada en 200 niños menores de un año, determinó que “los bebés esperan que la gente comparta sus preferencias alimentarias, a menos que esas personas pertenezcan a diferentes grupos, lo que sugiere que el razonamiento humano sobre las preferencias de los alimentos es fundamentalmente social”.

Lo anterior quiere decir que los niños bilingües que estuvieron presentes en los experimentos realizados por los investigadores Zoe Liberman, Amanda L. Woodward, Kathleen R. Sullivan, Katherine D. Kinzler; podían determinar las preferencias alimenticias de las personas según el idioma que hablan.

Sin embargo, el estudio también demostró que los pequeños entienden el disgusto de una persona por un alimento independientemente de la identidad social de estas, por lo que sugiere la importancia del punto para hacerles entender lo peligroso de algunos elementos, teniendo en cuenta que “los niños menores de 2 años son el grupo de edad más probable para envenenarse accidentalmente a sí mismos” enuncia el documento.

Te puede interesar: Cuando la alimentación empieza a cambiar

Los expertos proyectaron a los bebés varios videos en los que dos personas interactuaban con los alimentos, en unos casos la situación simulaba gusto o disgusto por los mismos. Como muestra, de los 200 niños el  43,2 por ciento eran blancos, 25,6 por ciento negros, 4,5 por ciento asiáticos, el 17,1 por ciento  hispanos y un 9,5 por ciento multirracial.

Las piezas audiovisuales fueron presentadas a los bebés en pantalla gigante para simular el tamaño real de las personas, además, fueron sentados en sillas altas y a una distancia de 5.5 pies.

“Esta investigación abre nuevas líneas de estudio en relación con la cognición social infantil y la selección de alimentos durante toda la vida, y tiene implicaciones para la política social que rodea a la nutrición, la salud, y la obesidad” enfatiza el artículo publicado por los estudiosos.

Además: Momento en el que el bebé se sienta a comer en la mesa

 

 

Compartir artículo: Whatsapp