Salud

El síndrome de ovario poliquístico también afecta a las mujeres de peso normal

El estudio alerta a las mujeres que buscan un embarazo para que controlen su salud y peso.

/ 1 de Abril de 2016
El síndrome de ovario poliquístico también afecta a las mujeres de peso normal        
   
                           
     
Compartir artículo: Whatsapp

Un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Cardiff en el país de Gales (Reino Unido) encontró que durante el embarazo, el síndrome de ovario poliquístico, más común en mujeres con sobrepeso, también puede causar problemas en mujeres de peso normal. (Te puede interesar: Las causas extrañas que provocan infertilidad)

Los resultados del estudio se publicaron en la revista Journal of Clinical Endocrinology and Metabolism (en su edición digital), éste se basó en el seguimiento del embarazo de más de 9.000 mujeres con este trastorno, que se produce cuando el organismo presenta niveles elevados de andrógenos y testosterona, hormonas sexuales asociadas al sexo masculino.

En el seguimiento encontraron que estas mujeres eran un 70 por ciento más propensas a sufrir un aborto espontáneo que las de su misma edad, que no poseen dicho trastorno, o más complicaciones tanto para la madre como para el bebé, pero el riesgo no disminuía en relación a su peso.

“Algunas complicaciones como la diabetes gestacional, la hipertensión arterial, un parto prematuro o un aborto espontáneo eran más frecuentes en las mujeres con sobrepeso, y sus hijos también tenían mayor riesgo de tener la piel de color amarillento o problemas respiratorios", ha reconocido Aled Rees, autor del estudio.

Las afectadas por este trastorno suelen experimentar ciclos menstruales irregulares, además de un aumento de peso, exceso de vello en la cara y el cuerpo o problemas de fertilidad. Pero pueden tomar píldoras anticonceptivas para regular su ovulación meses antes de intentar quedar embarazadas y reducir ese riesgo, afirman investigadores. (Puedes leer: Los quistes en los ovarios son una condición benigna, producto de fallas de ovulación)

En su estudio, Rees y su equipo analizaron casos de una base de datos de Reino Unido, con pacientes vistos en atención primaria, incluidos 6.861 registros de partos de mujeres con síndrome de ovario poliquístico y 15.214 de mujeres sin este trastorno.

Al cruzar los datos, vieron que el trastorno se asociaba a un riesgo un 32 por ciento mayor de hipertensión arterial durante el embarazo, un 41 por ciento más de sufrir diabetes gestacional, un 25 por ciento más de parto prematuro. Además, casi un 28 por ciento de los partos fueron por cesárea, frente al 24 por ciento de las mujeres sin ese trastorno.

 

 

 

Compartir artículo: Whatsapp