12 a 24 meses

El papel de los padres es el más importante a la hora de erradicar el miedo de su hijo

/ 1 de Agosto de 2008
El papel de los padres es el más importante a la hora de erradicar el miedo de su hijo        
   
                           
     
Compartir artículo: Whatsapp

Esta sensación que, con frecuencia, le quita el sueño a los niños es totalmente normal. Aparece de acuerdo con la edad y desaparece con el paso del tiempo.


Claro está, requiere de la atención y del cuidado de los padres y, cuando persiste, es mejor acudir a un sicólogo: puede tratarse de fobias.


“Algunos miedos se desarrollan por experiencias traumáticas, otros no están identificados con un evento particular que los haya desatado. Hay niños que pueden mostrarse miedosos solo por observar a otra persona actuar con miedo ante una situación particular”, explica Paula Bernal, sicóloga.


En los niños es normal que los miedos estén acompañados de malestares físicos como: incremento del ritmo cardiaco, molestias estomacales, manos sudorosas y temblores. Estos desaparecerán cuando, de forma natural, los temores también se vayan.


Cómo erradicarlo
- Si el pequeño le teme a algo que está dentro del cuarto, pruebe lo siguiente: explore el cuarto de día con él. Reorganice con su ayuda todos los muebles. Así, el niño siente que participa en su espacio, lo conoce y entiende la realidad.
- Si el menor tiene un objeto muy querido le puede ser útil para generarle confianza (un muñeco).
- No caiga en el error de atender al niño solo cuando expresa sus miedos. Si lo hace, el infante utilizará los temores para llamar la atención.
- Nunca emplee frases como ‘no tengas miedo de la oscuridad’, ‘no te preocupes, no hay monstruos’, ‘tu hermana es más pequeña y no siente miedo’. Aunque sean bien intencionadas, estas palabras pueden sugerir miedos, en vez de aliviarlos.

 

Por Pilar Bolívar Carreño
Redactora ABC del Bebé

Compartir artículo: Whatsapp