Depresión posparto: todo lo que tienes que saber 

Reconocer la situación y buscar ayuda, el primer paso

Depresión posparto: el lado oscuro de la maternidad
Foto:

-

Por: ABCdelbebe.com
mayo 10 de 2018 , 05:55 p.m.

Después de dar a luz muchas mujeres se sienten incapaces de enfrentar su nuevo papel de madres responsables de una nueva vida. Su autoestima disminuye, entran en largos periodos de tristeza y desazón, incapaces de sentir alegría o de parar las ganas de llorar. Esto puede ser más que sentimientos pasajeros, y debes tener cuidado.

De acuerdo con el Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos, “aproximadamente, de un 10 por ciento a 15 por ciento de las mujeres tendrá depresión después del parto y esta afección es más que solo una sensación de tristeza o melancolía por unos días. Es una enfermedad grave que puede afectar en gran medida a la mujer, a su bebé y familia”, asegura la entidad en su informe La atención durante el trabajo de parto, el parto y el posparto.

La depresión posparto es una enfermedad caracterizada por síntomas como llanto fácil y sin razón aparente, dificultad para dormir o sueño excesivo, pérdida del apetito, preocupación excesiva, culpa, irritabilidad, falta de energía, y la incapacidad de disfrutar de las cosas buenas, incluyendo al nuevo hijo. Puede presentarse a partir del momento en que el bebé haya nacido hasta que cumple el primer año de vida.

Pero ¿qué la causa y cómo superarla? Para Julie Lamppa, Enfermera Obstetra avanzada de Mayo Clinic en Rochester, Minnesota, las mujeres con mayor riesgo de padecer este síndrome son aquellas que sufrieron de depresión durante el embarazo o que ya tienen antecedentes de depresión.

Con Lamppa concuerda la psicóloga de la Universidad Nacional, Mónica Lucía Castelblanco Niño, que señala al factor genético como una de las causas más importantes: “Una mujer embarazada debe revisar sus antecedentes familiares pues, si por ejemplo su madre o abuela tuvieron depresión posparto luego de sus embarazos, es muy probable que ella la padezca también”.

¿Cómo tratarla?

A nivel general, el Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos les recomienda a las mujeres con depresión después del parto:

• Ponerse metas realistas y buscar apoyo.

• Podrían tener que aprender a atender sus propias necesidades y las de su familia también.

• Pedir ayuda en el cuidado del niño o con las tareas domésticas.

• Apartar tiempo para ti misma siempre que sea posible, para recuperar la energía. Pedirle a una amiga o un familiar cuidar a tu bebé para salir de la casa por lo menos una vez al día —aun si es solo para una dar una caminata breve— puede ser útil.

• Compartir tus experiencias con otras mujeres que enfrentan depresión después del parto puede ayudarte a sentirte mejor y menos sola. Puedes encontrar grupos de apoyo en los hospitales locales, en clínicas de planificación familiar o centros comunitarios.

• Si el profesional de la salud lo determina, puede haber manejo con antidepresivos, pero hay que tener precaución porque en muchos casos las madres están lactando.

• La psicoterapia es definitiva e importante, pues es un apoyo psicológico.